Blogia
pide un deseo

distintos niveles de compromiso

Last night a DJ saved my life, Indeep

Me estoy dando cuenta cada vez mejor de cuál es el momento en el que me empiezo a agobiar en una relación, y creo que no siempre es porque me agobie el compromiso, sino que creo que es porque me agobia un tipo de comprimiso y me falta un poco del otro tipo.

Me agobian los celos, o las preguntas inquisitivas, o el que no se pueda ir a ningún lado sin la otra mitad de la naranja, las llamadas al teléfono en todo momento, el que desde el principio todo vaya en serio y vaya a ser la relación definitiva, el tener que conocer a toda su familia y amigos, o el que intenten cambiar mi forma de ser, o de vestir, o de tratar con la gente.

Todo esto limita mi independencia y demuestra que su confianza es todavía más limitada, y no me parece un buen indicio de una buena relación.

Pero luego muchas veces lo que me pasa es que quiero estar un poco más con esa persona, tengo poco tiempo libre al día y me gustaría aprovecharlo bien. Y a veces me encuentro con que esa persona vive con los padres y tiene que dar cuenta del tiempo que pasa fuera de casa, o que también tiene muchas cosas que hacer y antepone todas a mí, o que simplemente le da pereza quedar porque prefiere quedarse en su sofá viendo la tele.

Y es que yo llevo ya unos cuantos años viviendo fuera de casa de mis padres, y mi pareja o mis amigos son mi familia, y a los que llamo cuando estoy enferma y me apetece que alguien venga a casa a hacerme compañía o a jugar a algo. Y también son con los que me apetece hacer eso cuando están ellos mal. Y me apetece cuidarles, y verles y estar con ellos, y hay muy pocas cosas que pondría por delante. Y esto es con lo que me comprometo y pido reciprocidad. Y para no tenerla no quiero una relación, al fin y al cabo a mí me encantan los rollos, pido mucho menos, y no me importa recibir menos.

Y es que al final lo que pasa es que yo quiero una relación donde lo que nos mueva sea la ilusión, y el que nos aptezca estar juntos, y lo que odio es una relación para matar el tiempo libre, o para estar seguro de que tienes una persona a tu lado.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

9 comentarios

Cora -

A mí me gusta la idea del compromiso tal y como la entiendo, que es saber que la otra persona está ahí para compartir las cosas contigo, los buenos momentos y los malos. Me gusta saber que puedo contar con la otra persona.

Sin embargo, el compromiso entendido como "ahora siempre lo tenemos que hacer todo juntos", el de "por fin no voy a ser la única de mis amigas que no vaya sola a las bodas", el de hablar siempre el plural, el de que tu vida social se limite a cenar con otras parejas, el de que esperen que renuncies a cualquier plan con amigos cada vez que tu "familia política" tenga a bien organizar alguna cosa y requiera tu presencia... ése me pone los pelos como escarpias.

Y vale que a veces hay que ceder, pero otras veces hay que "defender el territorio". Que aunque se tenga pareja está bien conservar cierta parcelita de vida propia..

Laura -

a mi antes me pasaba algo parecido, hasta que todavia no se como apareció alguien diferente. ha ido todo poco a poco y eso ha sido lo mejor, que sin darme cuenta me estaba enamorando de él cada día mas. tampoco llevamos mucho tiempo pero creo que nunca he sido tan feliz. supongo que cuando menos lo esperes te pasará lo mismo, encontraras a alguien que piense como tu, alguien con quien no se acabe esa ilusion del principio...
saludos

Su -

Estoy de acuerdo :-). Para mí, en una relación, cuando empieza el agobio por "tener que quedar" o cuando empiezan a apetecerme siempre cosas por delante de estar con él, sé que ha llegado el momento de decir adios.

Sin ilusión, yo no soy capaz de hacer las cosas.

Sara -

Cuando me metí hace años en una relación, tenía ganas de hacerlo, lo que implicó que fuese muy seria desde el principio.
Ahora tengo otra mentalidad. Tengo poco tiempo libre y me apetece disfrutarlo, disfrutarlo a mi manera (simpre cediendo a veces, claro está).
El caso es que vivo más agusto sin ponerle nombre a lo que tengo o hago. Si me apetece y a la otra persona también, adelante. Sino, pues que cada uno haga lo que en ese momento quiere hacer.
El problema viene cuando casi siempre quieres hacer otras cosas... Y meterse en algo cómodo y rutinario, no me parece ser feliz si es que no tienes ilusión.

Un besazo.

estrella fugaz -

Luna: sí, es el sentirse bien y tener ganas de estar juntos, no el tener que estar juntos.

Pikifiore: sí, a mí también me gustaría extenderlo más a las amigas, y es cierto que en casa de mis padres me cuesta más.

Susana: yo no estoy segura de que siempre merezca la pena, hay veces que no, como todo, pero las veces que sí hay que saber dar y recibir.

Alba: sí, cada uno necesita cosas distintas, estoy segura de que lo que he puesto no lo comparte todo el mundo.

Alba -

La verdad es que me queda poco que decir al respecto... básicamente pienso como todas las demás.

También creo que el compromiso es una palabra como la felicidad, que cada cual sabe que necesita y que no.

Un beso

susana -

Lo ideal sería como tú dices, tener una relación comprometida pero no agobiante. Sin embargo, lo real es que a veces tienes prioridades de las que no puedes librarte con facilidad.
Una relación siempre supone tener que ceder algo, pero creo que merece la pena. Un beso

Pikifiore -

Como dice Luna,para mí un compromiso es ilusión,no debe tener connotaciones negativas,y cuando empiezan a agobiar esas cosas que nombras es porque no va bien.Compromiso no significa tener que estar pegados todo el tiempo,yo tambien odio las parejas que no son capaces de tener tiempo de ocio al margen de la otra persona,y estoy contigo en que el compromiso debe extenderse hacia los amigos.Yo a veces quisiera acompañar a amigas en mas momentos,pero en mi caso.sí que vivo con mis padres y a veces no lo entienden.Un beso

Luna -

Te entiendo bastante bien, supongo que acojona tanto el exceso de compromiso como la falta absoluta de él. Y que conste que no me refiero a estar todo el día pegados al teléfono o justificando lo que haces con tu vida, me refiero a tener la certeza de que significas algo para la otra persona, aunque no seas el amor de su vida ni nada por el estilo. Me refiero a la necesidad que todos tenemos de sentir que somos importantes para alguien, y también de hacer que la gente que está con nosotros se sienta bien.

Qué complicadas son las relaciones humanas, no?

Un beso
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres